Juan de Garay

Datos biográficos

Conquistador
Nacimiento: 1527
Fallecimiento: 1583

Biografía

Uno de los conquistadores cuya vida mejor resume el esfuerzo colonizador de España en América del Sur, es Juan de Garay, el repoblador de Buenos Aires. Ciertamente, en su vida se presentan momentos en que no todos su impulsos fueron nobles y desinteresados. Sin embargo, en conjunto destaca en primerísimo lugar entre los españoles que por aquel tiempo dieron nueva vida al continente americano. Tenaz, decidido y oportuno, supo prever el futuro del estuario de la Plata, con esa sagacidad intuitiva propia de los grandes temperamentos.

Puerto caribeño Nombre de Dios, adonde arribó Juan de Garay y su familia materna.Puerto caribeño Nombre de Dios, adonde arribó Juan de Garay y su familia materna.

Sobre su origen existen dos versiones. Afirman unos que era castellano y nacido en Villalba de Losa y otros que era vizcaíno, natural de Belandia, un barrio de Orduña, del cual pasó a Villalba a los siete años. Debió de nacer entre los últimos meses de 1527 y los primeros de 1529. En 1543 cruzó el Atlántico con su tío, don Pedro de Zárate, nombrado oidor de la Audiencia del Perú. Al llegar a América pudo presenciar el periodo de las Guerras civiles peruanas. Muerto don Pedro en 1547, Juan de Garay entró al servicio del capitán Martín de Robles, con quien luchó a favor de La Gasca contra Gonzalo Pizarro y luego contra Francisco Hernández Girón.

En 1554 dejó la compañía de Robles e ingresó en la de Juan Núñez de Prado, con el cual pasó a Tucumán. Después de un tiempo de residencia en Potosí, donde trabó amistad con Juan Ortiz de Zárate, formó parte, en calidad de capitán, del contingente reunido por Andrés Manso para la conquista de Llanos (1559). A raíz de las disputas surgidas entre este caudillo y Nufrio de Chaves sobre el distrito de Moxos, Garay se mostró dispuesto a aceptar el fallo arbitral del rey de Perú y se pasó con algunos hombres al bando de Chaves.

Este hecho le vinculó a la conquista y colonización del Plata. Al servicio de Chaves, Garay contribuyó a la colonización de Santa Cruz de la Sierra (1561), villa en la que fue nombrado regidor del cabildo. Habiendo recibido una importante encomienda, residió durante ocho años en aquel lugar, forjándose en el aprendizaje de fundador de ciudades. Es posible que en 1564 acompañara a Chaves a la Asunción, donde contraería matrimonio con Isabel Becerra.

En todo caso, en 1569 abandonó el servicio de Chaves y se estableció en la Asunción. Aquí fue protegido por el teniente del gobernador Felipe de Cáceres, quien le nombró alguacil mayor de la provincia. En esta cargo dio pruebas de gran energía. Es posible que en 1572 acompañara a Cáceres en su viaje de exploración al Río de la Plata. Destituido Cáceres en el transcurso del mismo año, Garay obtuvo permiso de su substituto Martín Suárez de Toledo para establecer una ciudad aguas abajo del Paraná.

Emprendida la expedición, Garay fundó la ciudad de Santa Fe a fines de junio de 1573. Al cabo de pocos meses y mientras exploraba la región del Coronda, tropezó con una hueste española procedente de Córdoba y mandada por el gobernador de Tucumán Jerónimo Luis de Cabrera. Después de unas entrevistas, cada uno de los jefes se volvió a su sitio de partida, sin que mediara humillación por parte de Garay.

Su regreso fue muy oportuno, pues pudo auxiliar al adelantado del Río de la Plata, Ortiz de Zárate, que se hallaba muy apurado en la desembocadura del Paraná (1547). A raíz de este hecho, Garay fue nombrado teniente de gobernador y capitán general del Río de la Plata. A la muerte de Ortiz de Zárate (1576), Garay desempeño varias misiones de importancia en la provincia de Tucumán y en el Perú, tanto para resolver las cuestiones de límite como para hacer aceptar los términos de la herencia zarantina.

En 1578, hallándose en Charcas, Juan de Garay fue nombrado gobernador del Río de la Plata por el adelantado Torres de Vera, marido de doña Juana, hija y beneficiaria de Ortiz de Zárate. En el transcurso de los cinco años que duró su mandato, pacificó el territorio, reprimió los levantamientos de los indígenas y repobló Buenos Aires (11-VI-1580). Murió a manos de los indígenas de la región del Carcarañá entre el 20 y el 25-III-1583, cuando se trasladaba de Buenos Aires a Santa Fe, las dos ciudades que harán imperecedera su memoria.

VICENS VIVES, Jaime, Mil Figuras de la Historia, Ed. Instituto Gallach, 1944, Tomo II, págs. 15-16.