Los virreyes de Nueva España

  1. Antonio de Mendoza (1535-51)
  2. Luis de Velasco (1551-66)
  3. Gastón de Peralta (1566-68)
  4. Martín Enríquez de Almansa (1568-80)
  5. Lorenzo Suárez, (1580-83)
  6. Pedro Moya de Contreras, (1585)
  7. Álvaro Manrique, (1585-90)
  8. Luis de Velasco II, (1590-95)
  9. Gaspar de Zúñiga Acevedo (1595-03)
  10. Juan de Mendoza y Luna, (1603-07)
  11. Luis de Velasco II, (1607-11) (2ª vez)
  12. García Guerra (1611-12)
  13. Diego Fernández (1612-22)
  14. Diego Carrillo de Mendoza (1621-24)
  15. Rodrigo Pacheco y Osorio (1624-35)
  16. Lope Díaz de Armendáriz (1635-40)
  17. Diego López Pacheco (1640-42)
  18. Juan de Palafox y Mendoza (1642-42)
  19. García Sarmiento (1642-48)
  20. Marcos de Torres (1648-50)
  21. Luis Enríquez de Guzmán (1650-53)
  22. Fernández de la Cueva (1653-60)
  23. Juan Leiva de la Cerda (1660-64)
  24. Diego Osorio Escobar (1664)
  25. Antonio Sebastián (1664-73)
  26. Pedro Nuño Colón (1673-73)
  27. Payo Enríquez de Ribera (1673-80)
  28. Tomás Antonio de la Cerda (1680-86)
  29. Melchor Portocarrero (1686-88)
  30. Gaspar de la Cerda (1688-96)
  31. Juan Ortega (1696-97)
  32. José Sarmiento Valladares (1697-01)
  33. Juan Ortega 2ª vez (1701-02)
  34. Fernández de la Cueva (1702-11)
  35. Fernando de Alencastre (1711-16)
  36. Baltasar de Zúñiga (1716-22)
  37. Juan de Acuña (1722-34)
  38. Juan Antonio de Vizarrón (1734-40)
  39. Pedro de Castro y Figueroa (1740-42)
  40. Pedro Cebrián (1742-46)
  41. Juan Francisco de Güemes (1746-55)
  42. Agustín Ahumada y Villalón (1755-60)
  43. Francisco Cagigal de la Vega(1760)
  44. Joaquín de Montserrat (1760-66)
  45. Carlos Francisco de Croix (1766-71)
  46. Antonio María de Bucarelli (1771-79)
  47. Martín de Mayorga (1779-83)
  48. Matías de Gálvez (1783-84)
  49. Bernardo de Gálvez (1785-87)
  50. Alonso Núñez de Haro (1787-87)
  51. Manuel Antonio Flórez (1787-89)
  52. Juan Vicente de Güemes (1789-94)
  53. Miguel de la Grúa Talamanca (1794-98)
  54. Miguel José de Azanza (1798-00)
  55. Félix Berenguer (1800-03)
  56. José de Iturrigaray (1803-08)
  57. Pedro de Garibay (1808-09)
  58. Francisco Javier de Lizana (1809-10)
  59. Francisco Javier Venegas (1810-13)
  60. Félix María Calleja (1813-16)
  61. Juan Ruiz de Apodaca (1816-21)
  62. Francisco Novella (1821-21)
  63. Juan O´Donojú (1821-21)

Gastón de Peralta

Datos biográficos

Virrey de Nueva España: 1566-1568
Nacimiento: 1510
Fallecimiento: 1580

Biografía

Retrato de Gastón de Peralta.Retrato de Gastón de Peralta

PERALTA, Gastón de (1510-1980) Navarra-Valladolid). Marqués de Falces de Peralta. Tercer virrey de Nueva España y primero al que se dio el tratamiento de excelencia. Tenía sangre real y grandes méritos hechos en la guerra y en la política. Fue nombrado virrey en 1566. Llegó a Veracruz el 17 de septiembre de este año, causando no poca extrañeza que no entrase en la capilla hasta el 19 de octubre, cuando la sublevación del marqués del Valle de Oaxaca, don Martín Cortés, hijo del conquistador, y las enérgicas medidas tomadas por la Audiencia reclamaban urgentemente su presencia. Esta tardanza y su benevolencia posterior hicieron sospechosa su fidelidad al monarca.

Su primer cuidado fue avocarse el conocimiento de la causa, por ser el asunto más importante que existía. Suspendió la ejecución de los presos, enviando a España en calidad de detenidos al marqués del Valle y a otros importantes procesados. Disgustados los oidores, interceptaron las cartas en que Peralta daba cuenta de su proceder a Felipe II, enviando en su lugar toda clase de acusaciones contra él, incluso la de querer alzarse con el reino, aprovechando la inquietud de los ánimos y aunque la denuncia carecía de fundamento motivó su sustitución en 1508.

Durante el corta gestión abrió un hospital para viejos inválidos, convalecientes y locos. Entregó el gobierno al visitador don Martín Muñoz, que, sometiéndole a juicio de residencia, le obligó a retirarse a España a dar cuenta de su comportamiento. Fue bien recibido por el rey, que oyó benignamente sus cargos, creyendo en la rectitud y oportunidad de su conducta Orozco y Berra, Historia de la dominación española en México, t. II. pág. 253, México, 1938. En premio a sus servicios toe nombrado condestable de Navarra.

VILLA, Justa de la, Diccionario de Historia de España, dirigido por Germán Bleiberg. 2ª edición. Ed. de la Revista de Occidente, 1969, tomo N-Z, pág. 219.

Lorenzo Suárez de Mendoza

Datos biográficos

Virrey de Nueva España: 1580-1583
Nacimiento: ?
Fallecimiento: 1583

Biografía

Retrato de Lorenzo Suárez de Mendoza.Retrato de Lorenzo Suárez de Mendoza

SUÁREZ DE MENDOZA, Lorenzo (?-1583) [?-México]. Conde de la Coruña. Virrey de México de 1580 a 1583. Hizo su entrada en el virreinato con inusitada pompa en octubre de 1580. Pronto se captó las simpatías de la colonia por su carácter afable y recto. Su avanzada edad no le permitió gobernar durante mucho tiempo ni desarrollar los planes de reforma que inició con gran energía. Se propuso suprimir los abusos que se cometían en la administración y no creyéndose con bastante autoridad para reprimirlos pidió al rey una visita de los tribunales, asegurándole que si no disputaba un juez de autoridad que reformara los abusos, la justicia sería venal y las rentas reales se las apropiarían los que las manejaban P. Andrés Cavo, Los tres siglos de México, México, 1852, página 65.

Fue nombrado como visitador el obispo don Pedro Moya de Contreras. Durante el gobierno de Suárez de Mendoza se estableció el Tribunal del Consulado, que tuvo la dirección de las ferias y negocios de comercio, aumentado considerablemente por la concurrencia de mercaderes de Asia, América y Europa, de forma que los puertos de Veracruz y Acapulco se habían hecho emporios célebres. En la jurisdicción de este tribunal se comprendieron Nueva España, Nueva Vizcaya, Nueva Galicia, Guatemala en Soconusco y Yucatán. Murió el 19 de junio de 1583, siendo depositado su cadáver en San Francisco y más tarde trasladado a España al sepulcro de sus antepasados.

VILLA, Justa de la, Diccionario de Historia de España, dirigido por Germán Bleiberg. 2ª edición. Ed. de la Revista de Occidente, 1969, tomo N-Z, pág. 699.

Pedro Moya de Contreras

Datos biográficos

Virrey de Nueva España: 1585
Nacimiento: ¿?
Fallecimiento: 1591

Biografía

Retrato de Pedro Moya de Contreras.Retrato de Pedro Moya de Contreras

MOYA DE CONTRERAS, Pedro (?-1591) [Córdoba Madrid]. Arzobispo de México y virrey de Nueva España Estudió cánones en Salamanca, fue maestresala de la iglesia de Canarias e inquisidor en Murcia. En 1571 pasó a México con encargo de establecer el Santo Oficio de la Inquisición, llegando a reunir las tres magistraturas más altas del virreinato. En 1573 era elegido arzobispo, en 1583 recibía los despachos del visitador, asumiendo una autoridad sin límites, en septiembre de 1585, cuando por muerte de don Lorenzo Suárez de Mendoza, se le ordenaba encargarse del gobierno. Ocupó el cargo de virrey hasta octubre de 1585, en que era sustituido por don Álvaro Manrique de Zúñiga.

Fue para él motivo de preocupación y solicitud la instrucción de los indios, que siempre contaron con su protección paternal. Convocó el tercer concilio mexicano, al que concurrieron varios obispos; sus cánones se adaptaron al Concilio de Trento, salvo modificaciones especiales, para acoplarse a las circunstancias de la Iglesia indígena. En él quedó restablecida la disciplina eclesiástica. Fue aprobado por el Consejo de Indias y por Sixto V. En 1589 pasaba a España, haciéndose cargo, en enero de 1591, de la presidencia del Consejo de Indias. Estaba propuesto para patriarca cuando, en diciembre de este mismo año, moría en Madrid, tan pobre que Felipe II hubo de pagar el entierro por cuenta del Estado.

Fue sepultado en la iglesia parroquial de Santiago. Dícese que cuando el rey supo su muerte dijo estas memorables palabras; Hoy ha muerto la Verdad en mi reino y uno de los que más bien ha hecho en él Mariano Cuevas, Historia de la Iglesia en México, México, 1922, página 73. Dejó escritas unas Anotaciones ad Libros Doctoris Francisci Hernandez de Christiana Methodo quae loca explicant pouco dificiliaria que existían en el tomo V del famoso naturalista. La colección Cartas de Indias (Madrid, 1877) contiene algunas de este arzobispo que amplían su vida y no carecen de interés histórico.

VILLA, Justa de la, Diccionario de Historia de España, dirigido por Germán Bleiberg. 2ª edición. Ed. de la Revista de Occidente, 1969, tomo F-M, pág. 1140.

Martín Enríquez de Almansa

Datos biográficos

Virrey de Nueva España: 1568-1580
Virrey del Perú: 1580-1583
Nacimiento: ¿1510?
Fallecimiento: 1583

Biografía

Retrato de Martín Enríquez de Almansa.Retrato de Martín Enríquez de Almansa

ENRÍQUEZ DE ALMANSA, Martín (?-1583) [¿?-Lima]. Virrey de Nueva España y del Perú en el siglo XVI, gobernó en México después de 1568 hasta 1580, siendo uno de aquellos hombres que por su inteligencia y benéficas aptitudes dio honra y prez en América a la dominación española Baronesa de Wilson, México y sus gobernantes, Barcelona, 1910. pág 71. Inauguró su mando al llegar a Veracruz, desalojando a los corsarios ingleses habían instalado en la isla de los Sacrificios desde donde amenazaban las costas y el comercio.

Poco después de su llegada, tuvo que mediar en las disensiones ocurridas entre franciscanos y clérigos. En 1570 combatió a las belicosas tribus indias del interior y estableció en el camino de Zacatecas los presidios de Ojuelos y Portezuelos, y para defender de los guachichiles el departamento de Guanajuato fundó la villa y penal de San Felipe. Durante su mando se fundaron también otras ciudades como San Luis de Potosí, el hospital de San Hipólito y una serie de templos, conventos y escuelas. En 1571 se instaló el tribunal de la Inquisición, siendo primer inquisidor don Pedro Moya Contreras, recién llegado de España, y poco después de autorizaba la entrada a la Compañía de Jesús (1572).

En 1573 se comenzaba a edificar la catedral de México. La implantación de las alcabalas (1577) fue una de sus medidas de más repercusión, y aunque encontró en los mercaderes gran resistencia, no por ello las suprimió en vista de la altura a que había llegado el comercio.

La peste llamada de matlazahualt, aparecida en 1576, hizo numerosas víctimas entre los indios -se dice que más de dos millones, cifra probablemente muy exagerada-, preocupando seriamente al virrey, que les libró de los tributos, menguó su trabajo y publicó una ley conocida por Tanda para que fueran bien pagados los trabajadores de minas y obras públicas, siendo sustituidos por otros cada mes y no volviendo a trabajar hasta pasado un año. En 1580 el exceso de lluvias provocó una inundación en la capital por las aguas de la laguna, por lo que se proyectó un desagüe, no llevado a cabo entonces,

En 1580 fue trasladado al virreinato del Perú, sucediendo al famoso virrey don Francisco de Toledo; su gobierno fue corto; los únicos sucesos memorables fueron los diversos movimientos sísmicos; en el de 1582 se derrumbaron 300 casas en Arequipa, resultando muchas personas muertas y heridas. El virrey atendió activamente a remediar la situación y ordenó la reconstrucción de las poblaciones castigadas.

VILLA, Justa de la, Diccionario de Historia de España, dirigido por Germán Bleiberg. 2ª edición. Ed. de la Revista de Occidente, 1969, tomo A-E, págs. 1270-1271.

Álvaro Manrique de Zúñiga

Datos biográficos

Virrey de Nueva España: 1585-1590
Nacimiento: ¿1535?
Fallecimiento: 1596

Biografía

También Alonso Manrique de Zúñiga. Militar castellano, vasco por línea materna, murió en Madrid hacia 1596. I marqués de Villamanrique, hermano del duque de Béjar. VII virrey de Nueva España, cargo en el que sucedió a Pedro Moya de Contreras, debió afrontar durante su mandato diversos conflictos internos y numerosas incursiones piratas. para hacer frente a estas últimas, llamó a las milicias y ordenó que las naves ancladas en Acapulco estuvieran listas para entrar en combate; sin embargo, no pudo impedir que algunos galeones, como el Santa Ana, cayeran en manos de los corsarios ingleses Cavendish y Drake antes de la retirada de estos.

Su gobierno, por otra parte, fue un foco de constantes enfrentamientos y tensiones internas. En el inicio de su mandato (1586) se enfrentó a agustinos, dominicos y franciscanos, al exigir el cumplimiento de una Real Cédula que no había aplicado el virrey Enríquez de Almansa, según la cual debían secularizarse los curatos; tras apelar al rey y al Consejo de Indias, los religiosos obtuvieron la abolición de la orden.

Más tarde disputó a la Audiencia de Guadalajara la jurisdicción de unos territorios que, según aquella, le pertenecían, circunstancia que dio lugar a una serie de disturbios que pudieron haber desembocado en una guerra civil. Felipe II, informado de estos sucesos, decretó la suspensión de su virreinato y nombró a Luis de Velasco como su sucesor en el cargo.

El obispo de Tlaxcala, nombrado visitador, se encargó se instruir el proceso abierto contra Manrique. Por la sentencia, que resultó extremadamente severa debido a los resentimientos particulares, le fueron embargados todos sus bienes —incluso las ropas de su mujer—, que no logró restituir, ni siquiera tras su regreso a España.

Luis de Velasco II

Datos biográficos

Virrey de Nueva España: 1590-95 y 1607-11
Nacimiento: 1539
Fallecimiento: 1616

Biografía

Retrato de Luis de Velasco II.Retrato de Luis de Velasco II

VELASCO Y CASTILLA, Luis de (1539-1616) [Carrión-Sevilla]. Hijo del anterior, fue virrey de Nueva España desde 1590 a 1595. Para contener a los chichimecas hizo fundar San Luis de la Paz y estableció colonias de tlaxcaltecas, por su lealtad, en comarcas de Jalisco, Guanajuato, Zacatecas y San Luis de Potosí. Para acudir a los apuros de la Hacienda real duplicó el tributo indio, como préstamo forzoso, abonable en siete reales y una gallina, pero ocurrió que eran adquiridas las aves por los blancos y revendidas más caras. Hizo que el Ayuntamiento plantase una alameda como paseo público y abrió fábricas de tejidos.

Preparó la expedición a Nuevo México al mando de Juan de Onate, pero fue sustituido por don Gaspar de Zúñiga, conde de Monterrey, nuevo virrey. Pasó al virreinato del Perú, donde tomó posesión el 24 de junio de 1590, sustituyendo a don García Hurtado de Mendoza. Sufrió muchas adversidades, como erupciones volcánicas, que causaron muchos daños en Arequipa; la rebelión de los araucanos en Chile, teniendo que acudir a someterlos Francisco de Quiñones; y ataques de los piratas, enviando contra ellos una escuadra mandada por su hermano Juan de Velasco, que pereció en una tormenta.

Le sucedió en 1604 el mismo conde de Monterrey, volviendo Velasco al virreinato de Nueva España, como sucesor del marqués de Montes Claros. Del Perú pasó de nuevo al virreinato de Nueva España en 1607. Recibió el título de marqués de Salinas (1609). Por haber ocurrido otra inundación en la capital, hizo que se emprendiese el desagüe por el canal de Huehuetoca, por el ingeniero Enrico Martínez. Reprimió una rebelión de negros en Orizaba y al someterse se les agrupó en el nuevo pueblo de San Lorenzo. En 1611 tuvo lugar el viaje de Sebastián Vizcaíno al Japón. En este año cesó Velasco, nombrado presidente del Consejo de Indias, haciéndose cargo del gobierno el arzobispo fray García Guerra. Murió en España en 1616.

VILLA, Justa de la - EZQUERRA, Ramón, Diccionario de Historia de España, dirigido por Germán Bleiberg. 2ª edición. Ed. de la Revista de Occidente, 1969, tomo N-Z, pág. 922.

Gaspar de Zúñiga y Acevedo

Datos biográficos

Virrey de Nueva España: 1595-1603
Virrey del Perú: 1603-1606
Nacimiento: 1560
Fallecimiento: 1606

Biografía

Retrato de Gaspar de Zúñiga y Acevedo.Retrato de Gaspar de Zúñiga y Acevedo

ZÚÑIGA Y ACEVEDO, Gaspar de (1560 -1606) [Monterrey (Galicia)-Perú]. Conde de Monterrey. Estudió con los jesuitas y sirvió a Felipe II en la corte y en la campaña de Portugal. Fue virrey de Nueva España (1595-1603) y posteriormente del Perú. En México sustituyó a Luis de Velasco (II). Durante su primer virreinato se organizó la expedición a las Californias, realizada por Vizcaíno, que descubrió el litoral de la Alta California, donde se dio el nombre del virrey a la bahía. Fue fundada también la villa de Monterrey (1596). Fomentó la exploración de Nuevo México, llevando a cabo la conquista Juan de Oñate.

Se distinguió por el trato cristiano que dispensó a los indios. Se sublevaron los indios Topia, por los abusos y malos tratos, logrando someterlos pacíficamente el obispo de Guadalajara, Alonso de la Mota Escobar. En su tiempo murió Felipe II. Se trasladó Veracruz a su actual emplazamiento (1600). Dio nuevas órdenes para que los indios se agruparan en pueblos y salieran de las montañas, con fines religiosos y fiscales, lo que promovió agitaciones.

Fue a continuación virrey del Perú, sucediéndole en México don Juan de Mendoza y Luna, marqués de Montesclaros. Pero Zúñiga murió ya en 1606 y por sus enfermedades no pudo desarrollar una actuación señalada, destacándose por su caridad y piedad y la falta de recursos que honradamente se vio a su fallecimiento. Le sucedió en 1607 el mismo Montesclaros.

VILLA, Justa de la - EZQUERRA, Ramón, Diccionario de Historia de España, dirigido por Germán Bleiberg. 2ª edición. Ed. de la Revista de Occidente, 1969, tomo N-Z, pág. 1079.

García Guerra

Datos biográficos

Virrey de Nueva España: 1611-1612
Nacimiento: ?
Fallecimiento: 1612

Biografía

Retrato de García Guerra.Retrato de García Guerra

GUERRA, García (?-1612) [Frómista (Palencia) - México). Arzobispo de México y virrey de Nueva España (1611-1612). Toma el hábito de la Orden de Predicadores en el convento de Valladolid del que fue después prior y maestro. Felipe III le designó, en 1607, para el arzobispado de México, y en junio de 1611 se hacía cargo del virreinato. Fue un sacerdote virtuoso y un gobernante celoso del cumplimiento de su deber Baronesa de Wilson, México y sus gobernantes, Barcelona, 1910, pág. 105. Se dedicó asiduamente al despacho de los negocios.

Durante su mando se registra un terremoto que derribó algunos edificios de la ciudad, extendiéndose por una parte considerable de Nueva España. Se ocupó de los gastos hechos para el desagüe, enviando un informe al rey sobre el estado de la obra y si aseguraría la tranquilidad de la ciudad, siempre temerosa de inundaciones. Quiso cumplir las disposiciones del monarca para que los indios volviesen a disfrutar de sus antiguas tierras y haciendas, requiriendo a los que las tenían sin autorización para que las devolviesen; también se preocupó para que no se les despojara de los lugares que ocupaban en las nuevas fundaciones.

Un golpe que se dio al subir a su coche le causa una enfermedad de la que muere en febrero de 1612, siendo enterrado con la pompa que correspondía a los cargos que desempeñaba. El mejor elogio de este arzobispo es que nadie se quejó de su gobierno P. Cavo, Los tres siglos de México, México, 1852, pág. 79. El novelista Mateo Alemán, que residía entonces en México, escribió los Sucesos de don fray García Guerra, arzobispo de México, México, 1613.

VILLA, Justa de la, Diccionario de Historia de España, dirigido por Germán Bleiberg. 2ª edición. Ed. de la Revista de Occidente, 1969, tomo F-M, págs. 281-282.

Juan de Mendoza y Luna

Datos biográficos

Virrey de Nueva España: 1603-1607
Virrey del Perú: 1607-1615
Nacimiento: 1571
Fallecimiento: 1628

Biografía

Retrato de Juan de Mendoza y Luna.Retrato de Juan de Mendoza y Luna

(Guadalajara, 1571-Madrid, 1628). MENDOZA Y LUNA, Juan de, marqués de Montesclaros (1571-1628) [Guadalajara-Madrid]. Nombrado virrey de Nueva España, en sustitución de don Gaspar de Zúñiga, conde de Monterrey, tomó posesión el 27 de Octubre de 1603. Al año siguiente ocurrió una gran inundación en la capital, que hizo pensar en su traslado a Tacubaya, desistiénose por su coste y por no perder el valor de lo edificado, por lo que se proyectaron obras de desagüe (Martínez, Enrico), aunque por sus dificultades no se atrevió Mendoza a emprenderlas; también se comenzó un acueducto para traer el agua de Chapultepec (1606); en 1605 se concedió a los indios libertad para ir a habitar en sus tierras.

Cesó el 20 de julio de 1607, sucediéndole don Luis de Velasco, el II. Al salir supo que más de 44 caballeros le habían acusado ante la audiencia por no haberles dado los empleos como descendientes de conquistadores. Quiso regresar para castigarlos, pero el Consejo de indias hizo prenderlos y se resolvió que los cargos se dieran según la capacidad de los pretendientes, ya que había descendientes de conquistadores que eran mestizos.

Trasladado al Perú, sustituyó aquí igualmente a conde de Monterrey, muerto el año anterior. Tomó posesión el 21 de diciembre de 1607 y en el Perú tuvo ocasión de efectuar una labor provechosa y eficaz. Logró aumentar la producción de las minas de Huancavelica, casi duplicando la obtención de azogue y la de oro de Chala; hizo construir un puente entre Lima y su arrabal de San Lázaro, fomento obras obras públicas, dio ordenanzas para los artesanos y otras medidas beneficiosas; en su tiempo, se erigió en metropolitana la iglesia de Chuquisaca, se crearon los obispados de La Paz, Guamanga y Arequipa y se creó la Audiencia de Chile.

Tuvo que hacer frente al problema del indio, sometido a la mita y al servicio personal para satisfacer sus deudas y aconsejó al rey la supresión del último; prohibió el trabajo en común de negros esclavos e indios en obrajes e ingenios de azúcar. Igualmente prohibió empadronar yanuconas y vigorizó las disposiciones de la época del virrey Velasco, que los declaraban libres. Cesó el 18 de Diciembre 1615. sucediéndole don Francisco Borja, príncipe de Esquilache.

EZQUERRA, Ramón, Diccionario de Historia de España, dirigido por Germán Bleiberg. 2ª edición. Ed. de la Revista de Occidente, 1969, tomo F-M, pág. 1008.

Baltasar de Zúñiga y Guzman

Datos biográficos

Virrey de Nueva España: 1716-1722
Nacimiento: 1668
Fallecimiento: 1727

Biografía

Retrato de Baltasar de Zúñiga y Guzman.Retrato de Baltasar de Zúñiga

ZÚÑIGA Y GUZMÁN, Baltasar de (1668 1727) [?-Madrid). Marqués de Valero y duque de Arión, fue virrey de Navarra y Cerdeña y de Nueva España, desde 1716 a 1722; en este último año se le designó para la presidencia del Consejo de Indias. Fundó el convento de capuchinas indias Corpus Christi. En su tiempo fueron sometidos los indios del Nayarit (1722) y el marqués de San Miguel de Aguayo volvió a ocupar Texas, abandonada desde 1719, expulsando a los colonos franceses e ingleses. Partió en 1720, hizo que el capitán Ramón ocupara la bahía del Espíritu Santo, volvió a ocupar los fuertes abandonados, restableció seis misiones y el presidio de Dolores y fundó otro en Los Adaes; restableció el presidio y misión de San Antonio, regresando en 1722. Envió también el virrey socorros a Florida para fortificaciones. Le sucedió en el virreinado don Juan de Acuña, marqués de Casafuerte.

VILLA, Justa de la, José - EZQUERRA, Ramón, Diccionario de Historia de España, dirigido por Germán Bleiberg. 2ª edición. Ed. de la Revista de Occidente, 1969, tomo N-Z, págs. 1080.

Juan Antonio Vizarrón

Datos biográficos

Virrey de Nueva España: 1734-1740
Nacimiento: 1682
Fallecimiento: 1747

Biografía

Retrato de Juan Antonio Vizarrón.Retrato de Juan Antonio Vizarrón

Vizarrón Eguiarreta, Juan Antonio (?-1747) [Puerto de Santa Maria-México]. Arzobispo de México y virrey de Nueva España. Fue arcediano de la Iglesia patriarcal de Sevilla y sumiller de cortina del rey. En 1730 era nombrado arzobispo de México y en 1734 se hacía cargo del virreinato por haber sido nombrado para sucederle, en el pliego de mortaja, por don Juan de Acuña.

Tuvo que llevar a cabo la confiscación de los bienes del marqués del Valle de Oaxaca, descendiente de Hernán Cortés y duque de Monteleón, por haber tomado partido por los imperiales en la guerra que contra ellos sostenía Felipe V en Nápoles. Se vio obligado a luchar con el excesivo contrabando de los ingleses, y como la Armada de Barlovento apresase algunos navíos, surgió un conflicto que estuvo a punto de romper las relaciones de ambos países. Procuró poner remedio a la abundancia de salteadores.

Prestó auxilio al presidente de Guatemala contra los indios zambos-mosquitos y tuvo que socorrer a California, donde los indios habían asesinado a dos jesuitas y varios soldados. En 1736 se declaró en la parte occidental de México la epidemia conocida con el nombre de Gran matlazahualc, que, extendiéndose con extraordinaria rapidez, causó infinidad de víctimas, especialmente entre los indios. Eficazmente ayudado por las autoridades civiles y eclesiásticas, desplegó el virrey una notable actividad para prestar a la población los más indispensables cuidados y atajar el mal, que, según las estadísticas, causó la muerte de las dos terceras partes de la población de Nueva España. Con motivo de esta peste, fue jurada Patrona la virgen de Guadalupe, primero de la capital (1737) y luego de Nueva España (1740).

En 1737, un indio de Guaymas conmovió la provincia de Sonora, pretendiendo ser un profeta; el revuelo terminó con el castigo en la horca del culpable, mandado ejecutar por el gobernador de aquel distrito. En 1739 se declaraba una nueva guerra entre Inglaterra y España, amenazando las escuadras inglesas los puertos más importantes de México. El virrey dispuso el aumento de la guarnición de Ulúa y Veracruz y ordenó que las milicias estuvieran dispuestas para acudir donde fueran llamadas.

Se rechazó un ataque del almirante inglés Vernon contra Cartagena de Indias. En 1740 fue sustituido por don Pedro de Castro y Figueroa, duque de la Conquista, continuando al frente de las archidiócesis hasta su muerte. Como arzobispo se le debe la construcción del palacio arzobispal de México, el Tacuba, y el colegio apostólico de San Fernando, cuya obra fomentó con limosnas. Murió en 1747 y fue enterrado en la iglesia catedral.

VILLA, Justa de la, Diccionario de Historia de España, dirigido por Germán Bleiberg. 2ª edición. Ed. de la Revista de Occidente, 1969, tomo N-Z, págs. 1031-1032.

Juan Francisco de Güemes

Datos biográficos

Virrey de Nueva España: 1746-1755
Nacimiento: 1681
Fallecimiento: 1766

Biografía

Juan Francisco de Güemes.Retrato de Juan Francisco de Güemes

GÜEMES DE HORCASITAS, Juan Francisco (1681-1766) [Reinosa-?]. Primer conde de Revillagigedo, virrey de Nueva España (1746-1755). Se había dedicado desde su juventud a la carrera de las armas, Tomó parte en el sitio de Gibraltar y en la conquista de Orán. En 1734 fue nombrado capitán general de La Habana, en cuyo gobierno se creó numerosos enemigos por su codicia y, principalmente, por su persecución al contrabando. La prensa extranjera le acusó de inmoralidad, y contra su gestión fueron enviados a Madrid y repartidos por Cuba muchos anónimos difamatorios. Sin embargo, demostró unas excepcionales condiciones de gobernante.

En su tiempo se rechazó un ataque inglés mandado por Vernon a Santiago de Cuba, defendido por Cagigal de la Vega (1742); Güemes organizó el arma de caballería, se mejoraron las fortificaciones de La Habana, se estableció la primera administración de correos y se construyeron en el arsenal cinco navíos y cuatro fragatas de guerra. Fue ascendido a teniente general y en 1746 pasaba a ocupar el cargo de virrey de Nueva España, del que tomaba posesión el mismo día que moría Felipe V (9-VII-1746).

En su nuevo puesto se preocupa por encauzar la Hacienda, corregir abusos y remediar se malversasen los caudales reales. Mejoró grandemente la minería. Aumentó las libertades del comercio, suprimiendo trabas, rebajando las tarifas aduaneras y persiguiendo el contrabando. Procura hacer frente con acertadas medidas al hambre y la miseria producidas por la pérdida de las cosechas durante varios años. Continúa la política de conquista de los naturales del país; el coronel don José Escandón llevó a cabo una expedición que fundaba en Sierra Gorda o provincia de Nueva Santander, once pueblos de mulatos y españoles, y cuatro misiones de indios. También se prosigue la colonización de California, distinguiéndose en esta empresa la Compañía de Jesús.

En 1748 el padre Consag exploró el golfo de California hasta su fondo, como base para la colonización de los valles bajos del Gila y Colorado. Hubo de reprimir el virrey una rebelión de los Pimas en Sonora (1751), con muerte de misioneros; para tenerlos a raya se fundaron dos presidios, en Altar y Tubac, Fue un gran protector de los indígenas.

Rechazó continuamente los intentos de los franceses para invadir la provincia de Texas, y preparó la costa para posibles ataques de los ingleses, Aun después de la paz de Aquisgrán de 1748 continuaron las luchas por el territorio de Walix (Belice) y las competencias mercantiles y militares. En su tiempo se publicó el tomo primero del Teatro Americano, por don Juan Antonio Villaseñor. Se fundó un presidio en Sonora, que, en homenaje a él, se llamó Horcasitas.

Aunque acusado por algunos autores por su rápido enriquecimiento, la leyenda de comerciante especulador y hombre de inmensa fortuna no ha bastado a eclipsar la fama de Revillagigedo como buen gobernante Alcázar Molina, Los virreinatos en el siglo XVIII, Barcelona-Buenos Aires, 1945, página 42. Aun autores que le han acusado duramente, han tenido que reconocer que no obstante el carácter avaricioso, el virrey tenía algunas buenas cualidades que bien pronto tuvo que poner en práctica, logrando con ello alcanzar honor Orozco y Berra, Historia de la dominación española en México, vol. VI, pág. 82, México, 1938.

Cesó el 10 de noviembre de 1755, en que tomó posesión su sucesor, Agustín de Ahumada, marqués de las Amarillas. Güemes fue ascendido a capitán general; fue propuesto para virrey de Nueva Granada, sin tomar posesión, y de Navarra; fue presidente del Consejo de Castilla y decano del de Guerra, En su honor se llamaron de Revilla Gigedo las islas del Océano Pacífico, que hoy pertenecen a México.

VILLA, Justa de la, José - EZQUERRA, Ramón, Diccionario de Historia de España, dirigido por Germán Bleiberg. 2ª edición. Ed. de la Revista de Occidente, 1969, tomo F-M, págs. 274-275.

Martín de Mayorga

Datos biográficos

Virrey de Nueva España: 1779-1783
Nacimiento: 1721
Fallecimiento: 1783

Biografía

Martín de Mayorga.Retrato de Martín de Mayorga

MAYORGA, Martín de. General español, gobernador de Guatemala y virrey de Nueva España de 1779 a 1783. En 1773 tomaba posesión del gobierno de Guatemala junto con los cargos de presidente de la Audiencia y capitán general. En este mismo año un terremoto arruinaba la capital, y de acuerdo con el dictamen de muchos funcionarios y vecinos notables, dispuso que la nueva se edificara en el Valle de la Ermita, donde hoy se encuentra. En 1779 pasaba a ocupar el virreinato de México. Sus primeras medidas fueron tomadas para hacer frente a la difícil situación creada a consecuencia de la guerra que sostenían Francia y España contra Inglaterra, por la ayuda prestada a sus colonias de América del Norte. También hubo de atender a la gran epidemia de viruela que asolaba Nueva España, ayudado eficazmente por las autoridades eclesiásticas y civiles. Ordenó continuar la fortificación de Veracruz, iniciada por su antecesor Bucareli, ante el temor de que fuese atacada por una escuadra que en 1778 había salido de Nueva York.

Tomó las medidas oportunas para la defensa de todos los territorios dependientes del virreinato, sucediéndose por parte de españoles e ingleses alternativas de victorias y derrotas. Bernardo de Gálvez, que mandaba las tropas reunidas de Nueva España, alcanzó brillantes éxitos en las márgenes del Mississippi, desde donde se hostilizaban las posesiones españolas, y el teniente coronel Rosado se apoderaba de la debatida colonia inglesa de Belice. En 1780 se renovaron los desórdenes en el interior y tomaron un aspecto peligroso por la sublevación de los indígenas.

En su tiempo se inauguró la Academia de Bellas Artes, se estableció el Banco Nacional y el Hospital General de San Andrés. Se preocupó de las obras comenzadas en la capital y dio cumplimiento al decreto relativo a reunir y coleccionar los documentos que más tarde sirvieron para escribir la Historia general de América, obteniendo, entre otros, una Historia antigua de Nueva España, original del regidor de Puebla, don Mariano Beytia.

Su gobierno fue beneficioso. Incuestionablemente ha sido uno de los virreyes más hombres de bien que ha tenido esta América. Carlos María Bustamante, Suplemento a Los tres siglos de Méjico, México, 1852, pág. 169. La falta de apoyo encontrada en el ministro de Indias, don José Gálvez, que desautorizó muchas de sus decisiones, le hicieron presentar la renuncia, que le fue aceptada por la corte. Parece ser que los prejuicios del ministro nacían del deseo de hacer llegar al virreinato a su hermano don Matías. De regreso a España, murió antes de entrar en el puerto de Cádiz.

VILLA, Justa de la, Diccionario de Historia de España, dirigido por Germán Bleiberg. 2ª edición. Ed. de la Revista de Occidente, 1969, tomo F-M, pág. 981.

Alonso Núñez de Haro

Datos biográficos

Virrey de Nueva España: 1787
Nacimiento: 1729
Fallecimiento: 1800

Biografía

Alonso Núñez de Haro.Retrato de Alonso Núñez de Haro

NUNEZ, DE HARO Y PERALTA, Alonso (1729-1800) [Villagarcía del Llano (Cuenca) México]. Estudió en las Universidades de Toledo y Bolonia, doctorándose en esta y donde desempeñó una cátedra de Teología. Fue luego canónigo en Segovia y Toledo y en 1772 designado arzobispo de México, Destinó el colegio de Tepotzotlán a seminario y el de San Andrés a hospital con motivo de una epidemia; impulsó la terminación de la capilla del Pocito en Guadalupe y las obras de la catedral. A la temprana muerte del virrey Bernardo de Gálvez (30 de noviem bre de 1786) se hizo cargo del gobierno el regente de la Audiencia Eusebio Beleno, hasta el 8 de mayo de 1787, en que tomó posesión Núñez de Haro como virrey interino de Nueva España hasta el 16 de agosto del mismo año, sucediéndole el virrey efectivo Manuel Antonio Flores. Durante su breve gobierno solo hubo de importante el establecimiento de las intendencias.

EZQUERRA, Ramón, Diccionario de Historia de España, dirigido por Germán Bleiberg. 2ª edición. Ed. de la Revista de Occidente, 1969, tomo N-Z, págs. 70.

Manuel Antonio Flórez

Datos biográficos

Virrey de Nueva España: 1787-1789
Nacimiento: 1723
Fallecimiento: 1799

Biografía

Manuel Antonio Flórez.Retrato de Manuel Antonio Flórez

FLÓREZ Y ANGULO, Manuel Antonio (1723-1799) [Sevilla-Madrid]. Marino. Sucede en el virreinato de Nueva Granada a don Manuel de Guirrior, en 1776. Gobierna hasta 1782. El virrey Flórez, en una primera etapa, continúa la certera política de su antecesor: impulsa las obras públicas y construye los caminos de Antioquia y Chocó. Llevado de celo benéfico traslada al virreinato instituciones españolas y funda un hospicio y un asilo. También acepta la política de libertad comercial que iba ya reinando.

Los últimos tiempos de su virreinato se tornan penosos. La guerra con Inglaterra constituía una grave amenaza y se necesitaban nuevos recursos para la Hacienda. Flórez tuvo que trasladarse a Cartagena para vigilar un posible ataque (1779). Carlos III envía al visitador Gutiérrez de Piñeres. Intransigentemente revocó muchas órdenes del virrey, aumentó el valor de los artículos estancados, estableció impuestos en las dos materias de necesidad más frecuentes: la sal y el algodón hilado, la gran industria del Norte, y terminó sometiendo a los habitantes a la capitulación distinta de uno y dos pesos. Tales medidas excitan a los neogranadinos, que se sublevan en 1781. En medio de la lucha pactaron el Cabildo y la Audiencia con los comuneros, y poco después viola el pacto de capitulaciones, presionado seguramente por el visitador y la corte, y ejecuta a los principales dirigentes.

Enemigos exteriores solo tuvo a los ingleses, y contra ellos envió la escuadra surta en Cartagena, para que defendiese a la Costa Mosquitia de sus frecuentes ataques. Cartagena, a su vez, fue fortificada. El virrey Flórez dimitió el cargo en IX-1781, y le reemplazó el arzobispo Caballero y Góngora, tras el breve interinato de Torresar. Pero antes de ser sustituido publicó un indulto para los Comuneros que se sometieran y suspendió el derecho de la Armada de Barlovento, que había provocado la rebelión. Flórez pasó al virreinato de México (1787) sucediendo al virrey interino Nunez de Haro. La Hacienda estaba encomendada al superintendente Fernando Mangino, pero Flórez recobró estas atribuciones Creó tres regimientos nuevos. Por su avanzada edad y el clima, renunció, cesando el 17 de octubre de 1789. Le sucedió el segundo conde de Revilla-Gigedo, don Juan Vicente de Güemes Pacheco. Recibió Flórez el título de conde de Casa Flórez (1790).

PORTILLO, Luisa Elena del - EZQUERRA, Ramón, Diccionario de Historia de España, dirigido por Germán Bleiberg. 2ª edición. Ed. de la Revista de Occidente, 1969, tomo F-M, págs. 118.

Juan Vicente de Güemes

Datos biográficos

Virrey de Nueva España: 1789-1794
Nacimiento: 1738
Fallecimiento: 1799

Biografía

Juan Vicente de Güemes.Retrato de Juan Vicente de Güemes

GÜEMES PACHECO DE PADILLA, Juan Vicente (1738-1799) [La Habana-Madrid)]. Hijo del anterior, segundo conde de Revillagigedo, fue virrey de Nueva España de 1789 a 1794. Sucedió a Manuel Antonio Flórez. En este cargo se mostró íntegro y activo, haciendo que su gobierno sea considerado como uno de los mejores —para algunos historiadores, el mejor de los virreyes— y su memoria respetada por todos los habitantes de México Alcázar Molina. Los virreinatos en el siglo XVIII, pág. 92, Barcelona-Buenos Aires, 1945. Desde los primeros días de su llegada puso de manifiesto sus cualidades de mando con motivo del sensacional crimen cometido en casa del conocido comerciante don Joaquín Dongo; fueron asesinadas once personas para efectuar el robo de dinero y objetos de valor; la tramitación del proceso y el castigo de los culpables fueron realizados rápidamente, dando satisfacción al pueblo, que esperaba ver efectuar pronto justicia contra los delincuentes.

Allanó los obstáculos para poner en práctica muchos de los proyectos que sus predecesores no habían podido llevar a cabo. Modificó favorablemente todos los ramos de la administración, cooperó al establecimiento de las intendencias. reorganizó los tribunales de justicia y la política, se preocupó de la defensa de las costas. Fundó escuelas populares para los indios; la enseñanza superior le debe la creación de la Escuela de Minas (1792) y los cursos de Botánica, Anatomía y Fisiología. Ordenó recoger numerosos manuscritos referentes a la historia de México. Hizo practicar excavaciones, en las que se descubrió la famosa piedra del sol o calendario azteca (1790), Estableció un correo bisemanal entre México y las intendencias de provincia. También fueron objeto de su actividad el embellecimiento de la capital y el arreglo de los caminos.

Cumpliendo órdenes del rey envió una expedición a California para asegurar las posesiones que España tenía en aquel departamento, lo que suscitó dificultades con Inglaterra, enviando a la corte una Memoria detallada sobre este asunto. Cuestión de Nutka y expediciones de Bodega, Malaspina, Alcalá Galiano y Valdés; la de Caamaño dio el nombre de Revillagigedo a una isla de la costa de Alaska (América del Norte). Muy aficionado a las tendencias de su época, se rodeó de una serie de servidores franceses, que se quedaron en México, y que fueron después objeto de procesos inquisitoriales por sus ideas revolucionarias, y que formaron las primeras logias del país.

La Instrucción reservada que dejó a su sucesor don Miguel de Grua Talamanca ha sido considerada como el código más acertado para el gobierno de las colonias. Su rectitud y severidad le concitaron el odio de algunos funcionarios y, en vez de que su nombre se perpetuara con inscripciones que recordasen sus insignes servicios, concluido el tiempo de su administración en el juicio de residencia, fue acusado por el Ayuntamiento de esta ciudad, que tantos beneficios le debía Alamán Lucas, Disertaciones sobre la historia de la Republica mexicana, México, 1844 página 264. El fallo dado por el Consejo de Indias fue justo y honorable, El Juicio de residencia fue publicado en 1933, como homenaje a Revillagigedo, por el Ayuntamiento de México. Fue luego director general del Real Cuerpo de Artillería; también comendador de la Orden de Calatrava y perteneció a la de Carlos III.

VILLA, Justa de la, José - EZQUERRA, Ramón, Diccionario de Historia de España, dirigido por Germán Bleiberg. 2ª edición. Ed. de la Revista de Occidente, 1969, tomo F-M, págs. 275-276.

Antonio María Bucarelli

Datos biográficos

Virrey de Nueva España: 1771-1779
Nacimiento: 1717
Fallecimiento: 1779

Biografía

Antonio María Bucarelli.Retrato de Antonio María Bucarelli

BUCARELLI Y URSÚA, Antonio María (1717-1779) [Sevilla-México]. Hijo de los marqueses de Vallehermoso; entre sus hermanos figuran Francisco de Paula, gobernador del Río de la Plata, y Nicolás, capitán general de los ejércitos y que reconquistó Orán. Antonio fue cadete desde muy joven y caballero de la Orden de San Juan, en la que llegó a la dignidad de bailío. Tomó parte en las campañas de Italia, hasta 1748; vuelto a España ascendió a brigadier y fue encargado de la organización de varios cuerpos; en 1757 fue comandante de la caballería que invadió Portugal y luego ascendió a mariscal de campo e inspector general de caballería. En 1766 fue nombrado capitán general de Cuba. Según Pezuela fue uno de los más virtuosos y firmes gobernadores de la isla.

Continuó las obras iniciadas por el conde de Ricla, reprimió los excesos de la soldadesca, persiguió el contrabando y cumplimentó la expulsión de los jesuitas. En 1769 llegó O'Reilly y en catorce días puso Bucarelli a su disposición 2.500 hombres y material para la sumisión de Luisiana. De Cuba pasó a Nueva España, como virrey (1771). Ya en La Habana se había distinguido por sus obras públicas y de defensa militar (construyó los fuertes del Morro y de Atarés), y en México prestó también especial atención a este aspecto de su gobierno. A él se deben la terminación de los fuertes de San Juan de Ulúa y de Perote y el castillo de San Diego en Acapulco, y en la capital, el trazado del paseo que llevó su nombre y que hoy se llama de la Reforma, y la Plaza de Toros, entonces la mejor del mundo español.

Asimismo fundó la Casa de recogidas, el Hospicio de pobres, la Casa de expósitos y el Monte Pío; hizo construir la Aduana, la Casa de la Moneda y el edificio de la Acordada, y que el Consulado construyese el convento y hospital de San Hipólito. Adquirió tanto crédito con el comercio mexicano que logró le prestasen 2.800.000 pesos bajo su palabra, parte en 300 barras de plata que sirvieron de fondo para el Monte de Piedad y para restablecer el giro de la Casa de la Moneda, donde luego dejó otro tanto y consiguió que varias corporaciones efectuasen un cuantioso donativo al rey para las necesidades del Estado. También reunió la primera Junta de Minería.

Hizo frente a las sublevaciones de los indios apaches, seris y pimas; hizo explorar el camino a Monterrey (Anza) y promovió la exploración de la costa del Pacífico (América del Norte); fomentó también el nuevo departamento marítimo de San Blas. Gozó de tal confianza ante el monarca que este por excepción le relevó dos veces del juicio de residencia. Murió el 9 de abril de 1779 y fue enterrado en la basílica de Guadalupe. Es autor de algunas obras sobre su virreinato.

TUDELA DE LA ORDEN, José - EZQUERRA, Ramón, Diccionario de Historia de España, dirigido por Germán Bleiberg. 2ª edición. Ed. de la Revista de Occidente, 1969, tomo A-E, pág. 598.

Agustín Ahumada y Villalón

Datos biográficos

Virrey de Nueva España: 1755-1760
Nacimiento: ?
Fallecimiento: 1760

Biografía

Agustín Ahumada.Retrato de Agustín Ahumada y Villalón

AHUMADA Y VILLALÓN, Agustín (?-1760) [Ronda-Cuernavaca]. Virrey de Nueva España (1755-1760), el marqués de las Amarillas había luchado en las guerras de Italia; alcanzó el grado de coronel del regimiento de Reales Guardias Españolas y tuvo a su cargo el gobierno de Barcelona. Durante el tiempo de su virreinato fue proclamada patrona de México la Virgen de Guadalupe, acontecimiento celebrado con grandes fiestas. Intervino como mediador en los pleitos y disturbios entre los descubridores de algunos distritos mineros. Se preocupó activamente de que los franceses de la Luisiana no invadiesen Texas, y de hacer frente al peligro que significaba para nuestras costas el ataque de los corsarios y el empeño de los ingleses de Yucatán por seguir cortando el palo de Campeche.

La sublevación de los indios comanches al norte del virreinato, le obligó a utilizar los soldados y estimular a los gobernadores de Coahuila, Nuevo León y Texas para que auxiliasen los presidios amenazados. Trató también con empeño de resolver los problemas políticos y administrativos. Atacado por una apoplejía se trasladó a Quauhnahuac (Cuernavaca), donde falleció el 5 de febrero de 1760, dejando como sucesor en el pliego de mortaja a Cagigal de la Vega. Fue un gobernante activo y laborioso caracterizado por su desinterés. El arzobispo Manuel Rubio y Salinas tuvo que auxiliar económicamente a su viuda para que pudiese regresar a España Alcázar Molina, Los virreinatos en el siglo XVIII, Barcelona-Buenos Aires, 1945.

VILLA, Justa de la, Diccionario de Historia de España, dirigido por Germán Bleiberg. 2ª edición. Ed. de la Revista de Occidente, 1969, tomo A-E, págs. 78-79.

Francisco Cagigal de la Vega

Datos biográficos

Virrey de Nueva España: 1760
Nacimiento: 1691
Fallecimiento: 1777

Biografía

Francisco Cagigal de la Vega.Retrato de Francisco Cagigal de la Vega

CAGIGAL DE LA VEGA, Francisco (1691-1777). [Ribamontán al Monte (Santander)-ibidem]. Virrey interino de Nueva España (1760). Hermano del marqués de Casa-Cagigal, fue caballero de Santiago; peleó en Gibraltar (1720) y en la reconquista de Orán. En 1738 fue nombrado gobernador de Santiago de Cuba, que fortificó ante la guerra con Inglaterra y resistió al almirante Vernon, que desembarcó en Guantánamo (1742), haciéndole guerra de guerrillas y con ayuda del clima le obligó a reembarcar. Por ello fue ascendido a brigadier y después a mariscal de campo. En 1747 fue elevado a capitán general de Cuba: hubo de luchar con la escuadra inglesa de Knowles frente a La Habana en un combate indeciso.

Su gobierno fue uno de los más largos que hubo en la isla; trabajó mucho en el arsenal, estableció los primeros correos regulares, pero no pudo reprimir el contrabando. Fue nombrado virrey de Nueva España, teniente general de los Reales Ejércitos y gobernador de La Habana cuando muere el virrey don Agustín de Ahumada, marqués de las Amarillas, que le nombra su sucesor en el pliego de mortaja y tomó posesión el 28-1V-1760. Durante su breve mando adquirió unánimes simpatías por su interés por el bien público y la prosperidad de Nueva España y su capital, donde hizo varias reformas, especialmente en la Plaza Mayor Alcázar Molina, Los Virreinatos en el siglo XVIII, Barcelona-Buenos Aires, 1945.

Deja en libertad el comercio del hierro y el acero, y una orden real dejaba también libres los productos de Florida y Panzacola durante diez años. Su gobierno termina en octubre de 1760 con la llegada del nuevo virrey don Joaquín Monserrat, marqués de Cruillas. Vuelto a España fue consejero de Guerra y en 1762 estuvo al frente de un cuerpo de ejército en la campaña contra Portugal y tomó varias poblaciones. Se retiró más tarde al Valle de Hoz, su comarca natal, donde falleció..

TUDELA DE LA ORDEN, José - EZQUERRA, Ramón, Diccionario de Historia de España, dirigido por Germán Bleiberg. 2ª edición. Ed. de la Revista de Occidente, 1969, tomo A-E, pág. 632.

Carlos Francisco de Croix

Datos biográficos

Virrey de Nueva España: 1766-1771
Nacimiento: 1699
Fallecimiento: 1786

Biografía

CROIX, Carlos Francisco de (1699-1786) [Lille (Flandes)-Valencia]. Marqués de Croix, fue virrey de Nueva España (1766-1771). Antes de ascender a tan importante cargo, había servido activamente en el ejército español, del que era general. Durante su mandato en Nueva España se llevó a cabo la expulsión de los jesuitas. Se distinguió por su recta administración. Carlos III premió sus servicios nombrándole capitán general de Valencia.

TUDELA DE LA ORDEN, José, Diccionario de Historia de España, dirigido por Germán Bleiberg. 2ª edición. Ed. de la Revista de Occidente, 1969, tomo A-E, pág. 1025.