Virrey de México

Retrato de Pedro Cebrián y Agustín

PEDRO CEBRIÁN Y AGUSTÍN, Virrey de México (1687-1752; 1742-1746). [Lucena (Zaragoza)-Madrid]. Conde de Fuenclara, caballero del Toisón, embajador en Viena, Virrey de México, el primer asunto que se le plantea en México, muy debatido durante su Gobierno y después por críticos e historiadores, es el referente al sabio italiano don Lorenzo Boturini, a quien procesó para recoger donativos para la coronación de la Virgen de Guadalupe sin licencia del Consejo de Indias. Se preocupa por el embellecimiento de la capital, reedifica el acueducto de Chapultepec y construye la calzada de San Antonio Abad, estimulando cuanto se refiere al engrandecimiento del virreinato, cuyo problema económico trata de resolver.

El corsario Anson apresó el galeón de Filipinas Nuestra Señora de Covadonga, sufriéndose pérdidas extraordinarias y siendo el virrey objeto de censuras por su imprevisión, dando después disposiciones oportunas para evitar nuevos ataques de piratas y corsarios. Organiza la expedición de conquista y colonización de Sierra Gorda, cerca de Querétaro, llevada a cabo por don José Escandón, que fundó también la colonia de Nueva Santander en Tamaulipas. Envía a la Florida y a Panzacola a varias familias de México en calidad de colonos. Hombre de estado y diplomático reunía excelentes condiciones para desempeñar su cargo.

VILLA, Justa de la, Diccionario de Historia de España, dirigido por Germán Bleiberg. 2ª edición. Ed. de la Revista de Occidente, 1969, T. A-E, pág. 801.