Conrado IV de Alemania

Datos biográficos

Dinastía: Staufen
Rey de Alemania: 1237/1250-1254.
Nacimiento: 1228
Fallecimiento: 21-V-1254
Predecesor: Enrique Raspe
Sucesor: Guillermo de Holanda

Biografía

Nació en Andría en 1228 y m. en Lavello (Melfi) el 21-V-1254; hijo segundo del emperador Federico II y de su esposa Isabel de Brienne, heredera del trono de Jerusalén. En 1235, recibió en feudo el ducado de Suabia; en 1237 fue elegido, por los príncipes alemanes, Rey de romanos, en substitución de su hermano Enrique destronado.

German king from 1237 and king of Sicily from 1251, titular king of JerusalemGerman king from 1237 and king of Sicily from 1251, titular king of Jerusalem

Durante la larga ausencia de su padre en Italia, rigió el gobierno de Alemania, al principio bajo la dirección del arzobispo Siegfrido de Maguncia. Supo contener con tanta prudencia como energía los conatos de independencia de los magnates alemanes. En 1238, después de conducir tropas de refuerzo a Italia, donde a la sazón se hallaba su padre, convocó en el verano de 1240 una dieta en Eger, en la que los príncipes alemanes se declararon abiertamente hostiles al Papa, pero no tardó en formarse un partido papista, al frente del cual se puso el arzobispo de Maguncia Siegfrido de Eppstein con el cual tuvo que sostener continuadas luchas en las comarcas del Rhin.

El 22-V-1246, por la influencia del privado, fue destituido y elegido para ocupar el trono Enrique Raspe, el cual, gracias a la traición del conde Wurtemberg, le derrotó (5 de agosto) en las cercanías de Frankfurt; pero al fin, ayudado por las ciudades y por el duque Otón de Baviera, cuya hija Isabel le había dado en matrimonio, no solo pudo sostenerse en el Sur de Alemania, sino que el 1-IX hizo retroceder a Enrique a Turingia, muriendo allí el usurpador en 17-II-1247, siendo sustituido por el conde Guillermo de Holanda, quien, solamente al cabo de algunos años, logró formar un ejército. Entre tanto, había muerto Federico II en Italia (13-XII-1250).

En 29-X-1250, se libró de un atentado contra su vida, instigado por el obispo de Ratisbona, pero le faltaron las dotes necesarias para salir airoso en la lucha magna que a raíz de aquel hecho se desencadenó. En la primavera de 1251, marchó con un fuerte ejército contra Guillermo de Holanda que le venció también en las cercanías de Oppenheim, obligándole a retirarse a Baviera.

A fin de consolidar el poder de su casa en Italia, empeñó los bienes que poseía en Suabia para armar un ejército; llegó (X-1251) a Verona, se dirigió por mar desde Pola a Siponto: sometió la Apulia, con la ayuda de Manfredo, conquistó a Capua y (10-X-1253) a Nápoles; pero al ponerse en marcha al frente de su fuerte y poderoso ejército, para restablecer su autoridad en Alemania, le atacó una fiebre maligna, de resultas de la cual murió en Lavello, cerca de Melfi. Dejó un hijo, de dos años, que llevaba su mismo nombre y al que más tarde los italianos llamaron Conradino.

VARIOS AUTORES, Enciclopedia Universal Ilustrada Europeo-Americana, Ed. Espasa-Calpe, 1991, tomo 14 págs. 1351-1352.